El lado obscuro de Alicia en el país de las Maravillas

Por: Axel Sarquis

No es un cuento tan infantil como creíamos.

Alice-in-Wonderland-illustration-568159

¿Quién no conoce la historia de Alicia en el país de las maravillas?

Sin duda, hablamos de uno de los libros  que todos hemos escuchado y una de las historias más fumadas que hemos leído o visto en algún lugar, convirtiéndose en una de las novelas que desde pequeños nos han incitado nuestros padres a leer y conocer.

Pero esta historia está llena de muchos secretos. Cuando hablamos de Alicia en el país de las maravillas, hablamos de un relato un poco más obscuro de lo que creemos, Alicia sí existió en la vida real y fue una chica que obsesionó  al escritor Lewis Carroll. El nombre verdadero del autor era Charles Lutwidge Dodgson, un hombre matemático, clérigo, escritor, experto en correspondencia postal y fotógrafo, creador de la historia de Alicia en el país de las maravillas en el año de 1864. Lewis dedicaba mucho tiempo a la fotografía, teniendo un portafolio con miles de imágenes de paisajes, muñecas, animales y niñas pequeñas. Más de la mitad  de la colección de Carroll eran fotografías de niñas pequeñas posando de diferentes formas con poca ropa y diferente temáticas.

En muchas de sus fotografías, se encontraban imágenes de una niña  llamada Alice Liddell, la cual inspiró toda la historia. Se rumora que existía un vínculo muy fuerte entre el escritor y la pequeña Alice de 10 años de edad. A ojos de las personas en el siglo XXI, esto podría verse muy mal, pensando en un escritor con inclinaciones pederastas, debido a las imágenes de niñas posando en formas sexuales y algunas imágenes de pequeñas desnudas y semidesnudas. En ese tiempo, la edad de consentimiento era a los 12 años de edad, las cosas han cambiado mucho, pero aun así no le quita lo perturbador a la historia. Incluso existe una fotografía en donde Alice y Lewis parecieran estarce besando ¿ustedes que opinan?

Había días donde Lewis llevaba a Alice a pasear y de día de campo, mientras le contaba historias sobre una pequeña niña que caía en la madriguera de un conejo y entraba a un país lleno de fantasías. Las historias impresionaban tanto a la niña que Lewis escribió la primera versión de lo que sería su novela, la cual, le regaló a Alice en la Navidad de 1864.

El libro tenía el título de ”Alice´s Adventures Under Ground” (Las aventuras subterráneas de Alicia), el cual fue cambiado tiempo después, al ser publicado como “Las Aventuras de Alicia en el País de las Maravillas”, por ser un cuento que había cautivado a los niños, donde los padres lograron convencer a Carroll para que lo publicara.

La historia real de Alice y Lewis nunca fue descubierta, pero las niñas que fotografió nunca presentaron ninguna queja al crecer y siempre se refirieron a Carroll como un hombre excepcional. Una historia que sin duda nos deja mucho que pensar.

 

:)