México le gana a Haití… pero hace el ridículo

Un verdadero circo fue lo que se vivió el día de hoy en el encuentro entre México y Haití en las semifinales de la Copa Oro 2019. Tuvo que jugarse el tiempo extra para que México pudiera tomar la delantera.

De no ser por un penal regalado al minuto 93, marcado por Raúl Jiménez, la historia habría sido otra, aún más vergonzosa de lo que, desgraciadamente, hasta ese momento los espectadores habíamos visto.

El partido estuvo repleto de fallas elementales, especialmente al momento de definir, al grado en que perdió toda seriedad. Para el segundo tiempo. el encuentro ya era una pasarela de bloopers y de bochorno. Ni qué decir de los minutos finales, cuando los jugadores mexicanos tuvieron que esconder la pelota y hacer tiempo por miedo a que Haití empatara.

No hay nada que festejar de este triunfo amargo frente a una de las peores selecciones del mundo que, a pesar de todo, no dejó de batallar y dar su máximo esfuerzo en cada jugada.

Si México desea dar un salto de nivel, no tiene nada que hacer en CONCACAF. Para ser alguien en el fútbol, tiene que mirar hacia CONMEBOL, y plantearse la posibilidad de foguearse en la Copa América con un cuadro titular, e inclusive, la de jugarse contra los mejores del continente americano la clasificación al Mundial.

Etiquetas:||||||||||