Niki Lauda: la leyenda que salió de entre las llamas para ganar 2 campeonatos F1

Fallece a los 70 años una leyenda del automovilismo.

El austriaco Niki Lauda sin duda es uno de los personajes más queridos e icónicos del mundo de la Formula 1, no solo por sus grandes hazañas y premios, si no por lo que representa para los pilotos actuales del deporte.

El día de ayer la noticia de su muerte conmocionó al mundo automotriz. Se sabe que Niki estaba delicado de salud, había tenido un transplante de pulmón el año pasado y a principios de año había sido hospitalizado por una aparente influenza.

Niki ganó 3 campeonatos mundiales de formula uno, el primero en 1975 cuando corría para la escudería Ferrari, hazaña que no pudo volver a repetir al año siguiente, pues tuvo un terrible accidente en el circuito de Nurburgrin conocido como “El infierno verde”.

Niki perdió el control de su auto en una de las curvas, lo cual lo mandó disparado contra la vaya de contención haciendo que su auto se rodeara en llamas y dejando al piloto atrapado dentro. Gracias a la ayuda de otros pilotos los cuales se detuvieron para sacar a Niki de su auto en llamas, este sobrevivió con quemaduras tercer grado y los pulmones dañados debido a los gases tóxicos inhalados durante el accidente.

Solo 6 semanas después Niki Lauda estaba de nuevo tras el volante, aún con los vendajes y las heridas claramente abiertas su único deseo era volver a correr. La temporada aún no había acabado y para la carrera final Niki podía ser el campeón de nuevo, pero en la última carrera del campeonato la intensa lluvia y el reciente accidente fueron factores suficientes para que el piloto abandonara la carrera, haciendo que James Hunt, su archienemigo se quedara con el campeonato ese año.

Si quieres conocer más de esta rivalidad, hay una película llamada Rush, la cual se centra en este tema y es protagonizada por el actor Chris Hemsworth.

En una entrevista que se le hizo, el austriaco dejó claro lo que pensaba al respecto de lo que muchos llamaron una locura: “Seis meses después volví a conducir al mismo nivel o incluso mejor todavía. Y eso sólo es posible si uno supera un problema al cien por ciento. El hecho de recuperarme rápido formaba parte de mi estrategia. No podía estar sentado en casa pensando en ello, por qué pasó y por qué a mí”.

En 1977 Niki volvería a llevarse el campeonato mundial con Ferrari y posteriormente abandonaría a la escudería italiana. No fue hasta 1984 que volvería a conquistar el campeonato, esta vez conduciendo para McLaren en un campeonato que será recordado toda la historia pues Niki ganó por solo 0.5 puntos de diferencia respecto a su coequipero Alain Prost, otra leyenda del automovilismo.

El austriaco también es conocido por sus polémicas declaraciones y su egocentrismo cosa que le valió el repudio de la gente en algunos momentos. Uno de sus comentarios más polémicos es “Los carros fórmula de ahora hasta un mono podría conducirlos”.

Después de retirarse en 1985 de las carreras Niki fundó 3 aerolíneas austriacas, las cuales llevarían por nombre: Lauda Air, Fly Niki y Laudamotion.

Posteriormente regresaría al mundo de la Formula 1 para trabajar en escuderías como Jaguar, Ferrari y Mercedes, siendo esta última su último trabajo dentro del mundo automotriz como director no ejecutivo.

Descansa en paz Nikita.

Etiquetas:||||||